martes, 20 de octubre de 2009

KARATE NI SENTE NANSI, NO HAY PRIMER GOLPE EN EL KARATE

Los hermanos Francisco y José Egea. Campeones del mundo en sus respectivas categorías
 Fotografía copyright Revista Cinturón Negro

“Ante un oponente, nunca levantes la mano el primero. Solo cuando sea absolutamente necesario, podrás hacerlo. Pero entonces, que tu intención no sea la de matar o de herir, sino solamente bloquear su ataque. Si él continua, entonces podrás adoptar una actitud, que le demuestre claramente, que mejor sería que desistiera”.
Como ya lo advirtiera, hace ya muchos años, en la isla de Okinawa de Japón, el Maestro, el Sensei, Kenwa Mabuni, fundador del Karate Do, el Camino de la Mano Desnuda, no hay un primer golpe en el karate: Karate ni sente Nansi.

El Sensei Kenwa Mabuni
Mabuni, descendiente directo del gran samurai Onigusuki, tuvo un sabio y largo aprendizaje con el maestro Itosu, Shi, el cual le enseñó un gran número de katas y técnicas de Shurite. Y pasado un tiempo, decide conocer al maestro Higaonna, To, especializándose, tras un largo período de aprendizaje, en las técnicas de Nama-te.
También, sintiendo una gran inquietud por las Artes Marciales, practica Kobudo, con el maestro Aragaki y el maestro Sakamoto.
Kenwa Mabuni, fija su residencia en Osaka, Japón, en donde imparte clases de Karate Do en su Universidad y a la policía. Y funda la escuela Shito-Ryu, en el año 1930.
En Karate Do existen siete escuelas o estilos dominantes: Shito-Ryu, Shoto-Kan, Shoto-Kai, Goju-Ryu, Shuko-Kai, Wado-Ryu y Kyokushin-Kai.

La escuela Shito-Ryu
El nombre de Shito-Ryu, es en honor a sus maestros Itosu e Higaona. Del primero adquiere el vocablo Shi y del sensei Higaona el To. A los que añade la palabra Ryu, que en japonés significa escuela.
Debido a la influencia de sus dos maestros, el estilo Shito-Ryu tiene dos formas de trabajo: Shuri, rápido, y Naha, fuerte. Y el uso de las posiciones es natural: Ni muy bajas, ni muy altas. Aunque en las defensas, suelen usarse posiciones mas bajas que en los ataques.
Las técnicas de mano abierta, sobre todo en defensa, se usan mucho y su recorrido es corto. Las técnicas de puño, se usan en ataques y contraataques, siendo de recorrido corto y muy rápidas. Las distintas posiciones, se utilizan en todas las direcciones, coordinando el cuerpo y la cadera, con la ejecución de la técnica. Siempre controlando al adversario, en todo el proceso de la técnica, hasta su culminación, con un contra ataque y el control total.
El sensei Kenwa Mabuni falleció en el año 1957, a los 64 años de edad. dejando a su hijo Kenzo Mabuni como heredero del estilo Shito-Ryu, su estilo de vida y de sus sabios conocimientos.

Mi sensei José Manuel Egea y Roberto Cerecedo. Fotografía copyright de Roberto Cerecedo 

El sensei Yasunari Ishimi
En España, el sensei Yasunari Ishimi, licenciado en filosofía y letras, alumno directo de la escuela del gran Mabuni, introduce el Karate Do, a final de los años setenta. En un principio, la práctica del Karate Do en nuestro país es muy tímida y casi patrimonio exclusivo de policías y cuerpos de seguridad. Y los grandes maestros elegían a sus alumnos, en un pacto no escrito. Y en el año 1970 abre su propio Dojo, el gimnasio Ishimi, donde sigue impartiendo clases. Y Funda la Asociación Shito-Ryu España. .Actualmente, España cuenta con unos 242.694 federados, 1.580 clubs y varios campeones del mundo.

El sensei José Manuel Egea, el primer español campeón del mundo
En el año 1988 el español José Manuel Egea, logra el Campeonato del Mundo en la categoría Open, de todos los pesos, en la modalidad de combate, Kumite, en El Cairo, Egipto. Siendo el primer español que lo logra. Y mantiene su reinado hasta el año 1992, en que se retira de la competición. Y su hermano Francisco, se proclama campeón igualmente de Kumite, en la categoría de menos de 70 kilos.

José Manuel Egea

Deme algo para comer
Salí, eso de las once de la noche, del gimnasio de mi Sensei José Manuel Egea. Normalmente, tras una productiva y placentera clase de Karate Do, solía volver a mi domicilio a esas horas nocturnas, por las calles mas transitadas de la ciudad de Madrid. Pero ese día me esperaba la dulce Silvia en casa para cenar y era noche cerrada. Por lo que cogí un atajo.
Al entrar en el callejón oscuro, que bordea mi edificio, que contiene un mini cine, en donde proyectan películas, en su versión original, vi a dos jóvenes de unos treinta años en su interior. Cuando llegué a su altura observé su ropa desarraigada y su extrema delgadez. Posiblemente enganchados a la droga dura.
-“Denos algo para comer”, -me dijeron.
-“Lo lamento, pero no llevo nada encima”-les contesté, lo que era verdad.
Enseguida entonces, uno de ellos se puso delante de mi y el otro se colocó detrás.
“¡Nos va a dar todo lo que tenga, incluido el reloj!”, -me dijeron, en actitud desafiante.

El Arte de Mirar Sin Ver. Esan No Metsuke.
En las Artes Marciales, existe un antiguo concepto, aliado a toda forma de estrategia, que los grandes maestros llaman Ensan No Metsuke. Que podríamos traducir, como el Arte de Mirar Sin Ver, o de Ver Sin Mirar.
En la vida cotidiana, los ojos participan de manera decisiva, en nuestra forma de comunicación. Y por todos es sabido, que son los emisores y receptores de la fuerza o la energía con que cuentan las personas.
Existe un completo lenguaje tácito. Toda una revelación de los sentimientos, de las emociones, de los deseos, e incluso, de los pensamientos, que es emitida y percibida a través de los ojos.
La evidencia de tales emociones, adquiere un valor relevante ante una situación de peligro. Los samurai, que vivieron una época de crueldad, donde era totalmente necesario mantenerse en constante vigilancia, comprendieron el valor y la importancia de controlar la propia mirada. No solo para percibir las fluctuaciones emocionales de los adversarios, sino para evitar, que sus propios ojos, se convirtieran en delatores. La mirada ha de revelar la serenidad y la calma mental del ejecutante. Y la serenidad interior, ante la agitación exterior. Un detalle de máxima importancia, a la hora de evaluar la situación real.

Técnica de Haishu Uke

La evaluación de la situación

Evaluada el control real de la situación, despacio, con serenidad y decisión dejé la bolsa de deportes en el suelo.
-“¿Cómo dices?”. Volví a preguntar
-“¡Que nos de, todo!”-repitió en actitud agresiva.
Sus miradas, eran las de unos jóvenes agresivos, depredadores. Pero temerosos, vulnerables, ante mi serenidad de espíritu.

No hay primer golpe en Karate
Bloqueé, con relativa facilidad, el torpe puñetazo circular, con que trató de obsequiarme el que se mantenía delante de mi. Lo hice con la palma izquierda abierta, Haishu Uke. Saliendo de su línea de ataque. Mientras, los dedos, de mi mano derecha se plegaron instintivamente, a la vez que el dedo pulgar los apretó fuertemente contra la palma, en Seiken. Y, sincronizadamente, en un uno, dos, golpearon la boca de su estómago, que cerraba el camino de la mano desnuda, en un contundente Gyaku Tsuki.
Y, prontamente, mi pierna se recogió, hasta la altura de la cadera, y se extendió en un seco Yoko Geri. Una patada lateral, que estalló en el esternón del otro, el de atrás, merced a un proceso lento, de mirar mas allá de la diana, de miles de repeticiones, en la práctica austera del gimnasio. De mi gran sensei Egea.

Roberto Cerecedo con el sensei Yanusari Ishimi. Fotografía copyright de Roberto Cerecedo.

El Zanshin. La Vigilancia
La aptitud serena y estable, en medio de la turbulencia del desagradable encuentro, El Metsuke, me permitió llegar a la comprensión de El Zanshin, de La Vigilancia.
Porque al recibir el impacto controlado, la fuerza de la energía se concentra sobre una pequeña área. Y los huesos se mueven y transmiten parte del mismo a los músculos adyacentes y otros tejidos.
Y porque, mientras ambos se desplomaban doloridos, salí del lugar diligentemente, con un gesto de desagrado. Lamentando, profundamente, el inoportuno encuentro para mis adentros: “Casi cuatro millones de personas conviven en nuestra ciudad, y habéis tenido la mala fortuna de encontraros conmigo. Aunque, al menos, posiblemente, hayáis pagado por todas las fechorías efectuadas anteriores y futuras ”.
Y porque, durante algún tiempo estuve vigilante, y evité transitar por el mismo camino.


Técnica de Yoko Geri



El Karat
e Do es una forma de vivir
La misma actitud serena, estable y confiada, con la sonrisa ancha, que rige mi vida cotidiana. En donde se producen otros roces incívicos, no exentos de cierta agresividad, mas allá de lo necesario, que siempre he evitado.
En ocasiones, triviales. Pero otras tantas, por la incomprensible actitud de algunos. De un automovilista, que pone en riesgo innecesariamente la integridad física de otros. O la de una motorista, la mayoría de las veces, a bordo de una motocicleta de gran cilindrada, que invade impunemente la acera. Por los malos humos. El incontrolado stress.
O la prepotencia del botellón y los ruidos, a altas horas de la madrugada de nuestros más jóvenes y la tremenda suciedad provocan.
Son muchos los momentos. Y es cierto: Conviene estar atentos, vigilantes. El karateka nunca golpea el primero.
El Karate Do, el Camino de la Mano Desnuda, no es un modo de actuar o de comportarse en la vida, es una forma de vivir.

Roberto Cerecedo. Cinturón negro segundo dan. Escuela Shito-Ryu

Roberto Cerecedo. Todos los derechos reservados. Queda rigurosamente prohibida su reproducción total o parcial, por cualquier medio o procedimiento, comprendidos la reprografía y el tratamiento informático, sin autorización expresa y por escrito del titular del copyright, bajo las sanciones establecidas en las Leyes.

jueves, 3 de septiembre de 2009

SPAM EL BOMBARDERO, EL CAMUFLAJE TELÉFONICO PUBLICITARIO

La publicidad no deseada

El spam, llega a nuestros teléfonos


Una voz joven y sugerente
Nueve y media de la noche. Recién llegado de Vigo, Galicia, mi tierra natal, de mis merecidas vacaciones estivales. Reposo en el sofá rinconera de el salón de estar de mi domicilio, mientras visiono y escucho las últimas noticias, del telediario nocturno.
En el mes de septiembre, comienza el año laboral para infinidad de personas.
Cuando, de pronto, suena el teléfono. De un principio, no deseo interrumpir el noticiero, ni la relajante velada. Pero el timbre telefónico retumba insistentemente.
Apago el televisor, dejo la jarra de cerveza en el posa vasos y descuelgo prontamente el auricular. Quizá sea algo urgente.
-Si. ¿Quién es?
Una joven y sugerente voz femenina, al otro lado, con un marcado acento sur americano me contesta.
-¡Enhorabuena, señor Cerecedo! Ha sido Vd. especialmente seleccionado, para disfrutar con su pareja, de una lujosa casa en el Caribe, con todo pagado. No tiene mas que...
-¡Alto, alto, alto! ¡Un momento! ¿Quién es Vd. y que es lo que desea de mi? ¿No me habrá interrumpido para darme publicidad telefónica y a estas horas de la noche?
-No. Le llamo para informarle de las innumerables ventajas de nuestros productos.
-No, no. No me interesa lo mas mínimo su llamada. La publicidad que desee me la envía por correo ordinario. Y ya veré si la atiendo o no.

El bombardeo
Mi enfado mayúsculo, se suma al desconcierto de desconocer quién ha proporcionado mi número de teléfono particular. O la base de datos en la que se ha nutrido.
Y al colgar el auricular, me doy cuenta, que no he mirado, todavía, las llamadas registradas en el contestador automático. Y el indicador rojo, no para de parpadear.
Pero antes de darme tiempo a comprobarlas, suena de nuevo el teléfono.
Esta vez leo, con sumo esmero, el número de teléfono desde el que se produce la llamada, en el identificador de llamadas del aparato. Llamada oculta, dice.
Por supuesto, no descuelgo el auricular, y al cuarto timbrazo, salta el contestador. Y una máquina automática, vuelca el contenido de una grabación masculina:
-Queremos informarle, de las ventajas que dispone en sus llamadas provinciales, nacionales e internacionales. Marque el uno.
Transcurridos quince segundos, la misma voz dice:
-Gracias por su atención. Le recordamos que esta llamada es gratuita.
Y se interrumpe la conexión.


El correo basura
Antes de borrar la llamada no deseada, pulso la tecla de reproducción de mensajes del contestador.
Me tranquiliza pensar, que mientras permanecía fuera de mi residencia habitual, hay amigos que me recuerdan su amistad y lealtad. La lealtad, es el rango supremo de la amistad.
Pero compruebo, sorprendido, que veinticinco, de las treinta y dos llamadas registradas, corresponden a una conocida palabra para los ínter nautas: El spam.
Entidades bancarias, sorpresivamente, de reconocido prestigio, me ofrecen una generosa oferta de excelentes condiciones bancarias, que no podré rehusar. Asimismo, podré contar con un seguro, completamente gratuito, para mi automóvil. Otros me ofrecen ventajosas conexiones a Internet. Las medicinas que precise, muy por debajo de su precio. O los teléfonos móviles de última generación, a un precio irrisorio.
E incluso, una portentosa e inigualable propuesta de alargamiento indefinido de ciertas partes intimas de mi cuerpo.
Y hasta una amable empresa, entenderán, obvio citar su nombre, que tienen la enorme gentileza, de proponerme resolver mi vida erótico sentimental. Me proponen un encuentro con la mujer esperada. La esposa ideal. La mas hacendosa y cariñosa mujer rusa, que nunca haya podido imaginar. Elegante, inteligente, hermosa y adaptada a mis gustos y costumbres.

Publicidad camuflada
En definitiva. A la vuelta de mis vacaciones, compruebo que me acabo de convertir, en una de las millones de víctimas de todo el mundo, que diariamente son bombardeados, por los mensajes publicitarios engañosos y camuflados. Los spam telefónicos.
El correo basura, era y es, una mala práctica habitual en Internet. Particulares y empresas comprobamos, como nuestros correos electrónicos son bombardeados, diariamente, por las mas insospechadas y peregrinas propuestas.
Una invasión calculada de tu intimidad, que ahora ha sido incluida en la telefonía fija.
Una práctica, ante que los usuarios se encuentran indefensos. Sin recursos legales para combatirla. A pesar del bien intencionada Proyecto de Ley de nuestro país.

Proyecto de Ley
En España, el Ministerio de Sanidad y Consumo, en colaboración con el Ministerio de Justicia, el de Hacienda, y Turismo y Comercio, ha trabajado concienzudamente en un Proyecto de Ley, que impide y prohíbe estas prácticas abusivas.
Prácticas, que la propia Ministra de Sanidad y Consumo, las define: "Como un tipo de llamadas insistentes, no solicitadas y enormemente molestas para los usuarios. Pues por regla general, se producen en horas de descanso familiar. Sobre todo por la noche, a la hora del almuerzo, o a primera hora de la tarde".

Máquinas insensibles
La tentación inicial de mandar a ese sitio, tan poco preciado, a la pesada o pesado de turno, se contrapone con los mas sofisticados métodos, actualmente disponibles.
Las inoportunas llamadas, las realiza unas máquinas insensibles. Programadas, concienzudamente, para efectuar marcaciones automáticas aleatorias. Normalmente, capturan los datos de las guías telefónicas.
La máquina cuenta, además, con una programación informatizada, que tiene presentes cada detalle del teléfono marcado.
Memorizan, si salta el contestador, si lo atiende una persona, si es un fax. Y almacenan todos estos datos.
De tal forma, que si en su domicilio, atendió la llamada una persona a las nueve y media de la noche, llamará todos los días a esa hora. Y si no encuentra contestación, irá atrasando o adelantando las llamadas, hasta encontrar a su presa.
Pero si no la encuentra, tras varios infructuosos intentos, el programa informático automático, que controla el spam, irá eliminando progresivamente la llamada, al interpretar que no hay nadie en el domicilio al que llama.
Y la máquina, hasta que no identifique una voz humana, no trasladará comunicación a una teleoperadora.

Teresa Fernández de la Vega, vicepresidenta 1ª del Gobierno

Los números virtuales. La Ley de Telecomunicaciones
Pero desde que se puede hacer llamadas desde Internet, es muy sencillo para las empresas que se dedican al spam, llamar desde números virtuales asignados a telefonía IP. Son mucho mas baratos que los teléfonos fijos. Y sobre todo, se pueden ocultar detrás de números que tengan el mismo prefijo provincial de la posible víctima.
A pesar de que, la Ley de Telecomunicaciones vigente, expresa, textualmente, el derecho a no recibir llamadas, con fines de venta directa, sin consentimiento previo.
El consejo de Ministros de España y la Comunidad Europea prohíbe el spam
El spam telefónico y otras prácticas comerciales agresivas han sido prohibidas y perseguibles, de acuerdo al Proyecto de Ley aprobado por el Gobierno Español, en su Reunión del Consejo de Ministros, del viernes, día 22 de mayo de 2009.
La futura Ley, introducirá en el Derecho Español, el contenido de dos Directivas Europeas. La de 2005/29/CE, sobre prácticas desleales de las empresas hacia los consumidores. Y la 2006/114/CE, sobre publicidad engañosa y publicidad comparativa.

Prácticas engañosas y agresivas
El texto considera que altera el comportamiento económico de los consumidores, las conductas engañosas, que contengan información falsa. O que, aún siendo veraz, por su contenido o presentación, puedan inducir a error.
Del mismo modo, se considera desleal y agresivo, todo comportamiento que pueda mermar, de manera significativa, mediante acoso, coacción, fuerza o influencia indebida, la libertad de elección o conducta de los consumidores en relación al bien o servicio se oferte.
Las actuaciones de el spam telefónico, son consideradas, en el Proyecto de Ley, desleales y, por tanto, perseguibles.
Con la Ley en la mano, se podrá perseguir, legalmente, prácticas comerciales agresivas y comportamientos comerciales contrarios a la buena fe, la diligencia profesional y a aquellos que distorsionen el comportamiento económico de los consumidores.

Ideas prácticas caseras
Mientras tanto, le sugiero, ciertas ideas caseras, a poner en práctica desde hoy:
1 - No descuelgue nunca el auricular del teléfono, cuando la llamada sea oculta, o no disponible.
2 - No hable, cuando no conozca el número, o lo haya cogido instintivamente. Deje que se identifique el que llama, para obrar en consecuencia.
No se preocupe si nadie dice nada. Si se trata de spam telefónico, la máquina no detecta una voz humana y no la pasará a una teleoperadora.
3 – Si la teleoperadora consigue hablar con Vd., dígale que no le interesa el producto que le ofrece.
4 - Si se siente muy acosado, dé de baja su número de teléfono de la guía telefónica.
5 – Exija a su compañía de teléfonos, que su terminal rechace, automáticamente, las llamadas provenientes de números ocultos o no disponibles.

Y No Atienda Llamadas de "teléfonos no facilitado", "oculto", "no disponible" o "inexistente"

 

viernes, 7 de agosto de 2009

LA INTENTETONA GOLPISTA DE TEJERO. MEMORIAS DE UN GOLPISTA II

La intentona golpista del día 23 de febrero de 1981

La agresión
-Sois una carroña, sois la escoria de este país, siempre decís mentiras, sois unos mierdas, no tenéis derecho a hacernos fotos, por vuestra culpa nos matan a nosotros-.
Profería el militar procesado, mientras se abalanzaba, en actitud hostil y agresiva hacia un periodista gráfico, al que quiso también arrebatarle su cámara fotográfica.
El teniente de la Guardia Civil, Pedro Izquierdo Sánchez, que en su día fue absuelto por el Consejo Supremo de Justicia Militar, vió anulada esa sentencia por otra. Esta vez del Tribunal Supremo, que le condenó a un año de privación de libertad y la suspensión de empleo, como autor de un delito de rebelión militar.
Tras la lectura del Fallo inapelable del Tribunal Supremo de España, en el Palacio de Justicia, abogados, algunos de los procesados y sus familiares, abandonaron el edificio, entre comentarios nada favorables a la sentencia del mas alto Tribunal español.
Mientras, en la Plaza de la Villa de París, frente al Palacio de Justicia, los periodistas gráficos les esperaban a la salida.Y quiso pagar su contrariedad con los periodistas.
Roberto Cerecedo, de la Agencia de noticias Copi, al divisar al teniente Izquierdo que salía, acompañado de varias personas, disparó varias veces su cámara fotográfica.
-En ese momento sentí que alguien me sujetaba por la espalda y no me dejaba mover. Después, me han dicho, que era el abogado militar Hernández Griñó-.
Efectivamente. Apenas Cerecedo había capturado la imagen de su compañero, encajando los ataques del teniente golpista Pedro Izquierdo Sánchez, otro teniente, esta vez jurídico, del Ejército del Aire, Antonio Hernández Griñó, reducía con una llave de judo, la denominada Doble Nelson, al periodista gráfico, mientras el procesado se disponía a agredirle.
El periodista gráfico de la Agencia Copi, Roberto Cerecedo, experto en Artes Marciales, logró desembarazarse de la presa efectuada por detrás, por Hernández Griñó. Y esquivar prontamente, el fuerte golpe, con que pretendió obsequiarle el teniente Izquierdo, por la condena que le acababa de imponer el Tribunal Supremo.

Las amenazas previas
Los periodistas que siguieron el juicio, por la intentona golpista en España, del día 23 de febrero de 1981, recuerdan sus amenazas a Miguel Ángel Aguilar, de el diario El País, dentro de la Sala, en uno de los numerosos momentos de tensión del juicio.
Y las del abogado, Hernández Griñó, en la Zona de Ayudas del aeropuerto de Barajas de Madrid, en donde estaba destinado. Curiosamente, como jefe de seguridad del 401 Escuadrón del Aire.

La agresión. El teniente Izquierdo se encara con el periodista. Fotografía Copyright de Roberto Cerecedo

Los implicados
Los periodistas también recuerdan, la toma por la fuerza, del Congreso de los Diputados por el teniente coronel Antonio Tejero Molina, pistola en mano.
Y quienes fueron los militares que lo impulsaron y apoyaron:
Los generales, Jaime Milans del Bosch, León Pizarro, Alfonso Armada Comín, Luis Torres Rojas.
Los coroneles, José Ignacio San Martín, Miguel Manchado García. El comandante Pardo Zancada.
Los capitanes, Francisco Asera Martín, Juan Pérez de la Lastra, José Luis Abad, Jesús Muñecas, Francisco Ignacio Román, Carlos Lázaro, Enrique Bobis, Francisco Dusmet, Carlos Álvarez Arenas, Camilo Menéndez, José Cid, José Pascual.
Los tenientes, Pedro Izquierdo Sánchez, José Núñez Ruano, Vicente Ramos, Santiago Vecinos, Vicente Carricona, Manuel Boza, Cesar Álvarez, Jesús Alonso Hernáiz.
Y el civil, sólo o en compañía de otros, Juan García Carrés.
O el nombre de un conocido banquero vizcaíno, con título nobiliario, nacido a principios del siglo XX, de una de las mas poderosas familias españolas, con finca en las afueras de Madrid, que nadie cita, que aportó, al menos, los 26 millones de pesetas necesarios, 156.000 euros, para los primeros gastos.
Y parece probado, que mas de un centenar de ultraderechistas portugueses, muy bien armados cruzaron la frontera en la tarde del 23 F.

Los preparativos
Arturo de Gregorio, abogado, buen amigo de Antonio Tejero y de su mujer, Carmen , se encarga de gestionar la compra de seis autobuses. Arturo, fue miembro activo del Sindicato Vertical franquista, en donde se planificó la matanza de los abogados laboralistas de la calle Atocha de Madrid.
Para ello, habla con Martín Berrocal, accionista principal de la empresa de transportes Larrea. Y le argumenta, que un empresario vasco, amigo suyo, amenazado por ETA, ha pensado poner una pequeña empresa de autobuses, para transporte escolar en Madrid.
El día 30 de diciembre de 1980, en Fuenlabrada, un pueblo cercano a la ciudad de Madrid, Antonio y Carmen, acuden a la firma del contrato. Los seis autobuses figuran a nombre de la señora de Tejero, Carmen Díaz Pereira. Los responsables de la empresa Larrea, no se extrañan de ello. Tampoco, que el domicilio, que la mujer de Tejero pone al pié del contrato, es el de la calle de Guzmán el Bueno, 110, sede de la Dirección General de la Guardia Civil.
El día 25 de enero de 1981, Arturo de Gregorio lleva a Antonio Tejero al Polígono Sanitario de Fuenlabrada. Y allí, en la Nave 417, le hace entrega de los seis autobuses, por los que su esposa, Carmen, ha pagado dos millones y medio de las antiguas pesetas, quince mil euros de ahora. Y el teniente coronel, Antonio Tejero, se queda con las llaves de los vehículos y de la Nave 417.

La agresión de El teniente Izquierdo. Fotografía Copyright de Roberto Cerecedo

La acción
El lunes, día 23 de febrero, a la hora de comer, entran en la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil, los seis autobuses de viajeros. Usados, algo viejos, pero limpios, de color crema, con la señalización de transporte escolar, bien visible en el parabrisas.
El coronel Miguel Manchado, inicia el reclutamiento de números de la Guardia Civil de Tráfico a sus órdenes, de la calle Príncipe de Vergara de Madrid, antigua General Mola.
Los mandos, saben a donde van. Y algunos, entre los mas leales, saben que van a una acción patriótica muy importante. El teniente coronel Tejero, llega a las seis en punto de la tarde. Con uniforme de paseo y tricornio. Y a decir de algunos con la mirada desorbitada y los bigotes lacios.

El espíritu golpista
El oficial lee, a los quinientos guardias civiles de la guarnición, las ordenanzas oficiales. Y Antonio Tejero les anima, diciéndoles que hay que salvar el honor de España. Que viene en nombre del Rey. Y pregunta quién quiere salvar su honor.
Quince oficiales de la Guardia Civil están detrás de Tejero, y señalan, uno a uno, con sus metralletas, a los agraciados. Todos suben a los autobuses muy rápidamente, entre gritos de ¡venga, venga, venga!.
En el trayecto, que media, entre la Agrupación y el Congreso de los Diputados, los oficiales, en cada uno de los seis autobuses arengan a sus subordinados, varias veces.
-¡Vamos a liberar al Gobierno y a los Diputados, que han sido atacados por un comando de la ETA. Vamos a ocupar el Congreso!.

El asalto al Congreso de Diputados
-Don Carlos Navarrete Merino.
-No-. Contesta el Diputado, desde su escaño, a la pregunta del secretario primero del Congreso, Víctor Carrascal, en la votación de Investidura de Leopoldo Calvo Sotelo.
Mientras los oficiales golpistas, bajan de los autobuses y reducen a los nueve números de la Policía Nacional que custodian las puertas y entran en el Congreso.
-Con vosotros esto no va. Pero si ofrecéis resistencia, os abrasamos- Les dicen .
-Don Manuel Núñez Encabo. -No-. Contesta el Diputado.
Mientras Antonio Tejero Molina y sus oficiales, van dando órdenes a la tropa, para se sitúen en sus puestos y se dirijan prontamente al Hemiciclo. -¡Vamos.Vamos. Rápido!-.
Las fuertes voces de mando, se extienden por todo el Congreso. Y el ruidoso caminar de las pesadas botas contra las gruesas alfombras, que cubren el parquet, ponen en sobre aviso a los Diputados y al presidente del Congreso, Landelino Lavilla, que se dirige a uno de los ujier.
-Vaya Vd., por favor, a ver cuál es la causa de ese ruido y de ese llamativo alboroto.
El griterío va en aumento. Se escucha un fuerte golpe y se inicia un altercado con el personal del Parlamento. Y el ujier entra y e informa rápidamente al Presidente, fuera de si. -¡Han entrado unos hombres. Unos hombres armados. Pegando tiros!-

La toma del Hemiciclo
-Se ha escuchado un golpe muy fuerte en el Hemiciclo-. Emite, en directo, para la Cadena Ser, el periodista radiofónico Rafael Luis Díaz, desde la tribuna de la prensa.
-¡Quieto todo el mundo!-. Grita, desde la tribuna, el Teniente Coronel de la Guardia Civil, Antonio Tejero Molina, que ha conseguido entrar en el Hemiciclo, esgrimiendo una pistola en su mano derecha.
-La policía, ¡La Guardia Civil!, entra en estos momentos en el Hemiciclo del Congreso de los Diputados-, continúa narrando Rafael Luis Díaz, mientras escucha las ráfagas de disparo de los guardias civiles y las de las cámaras de los periodistas gráficos presentes en la sala.
-Hay un teniente coronel que está apuntando al Presidente del Congreso de los Diputados. No podemos emitir más, porque nos están apuntando. Llevan metralletas.

El abogado militar Hernández Griñó.
Fotografía copyright de Roberto Cerecedo

Las imágenes
-No enfoques para acá la cámara o te mato. ¡Desenchufa eso. Desenchúfalo!
El cámara de televisión española, con cierta sangre fría y profesionalidad, quitó el brillo del visor y no desenchufó la cámara. Que continuó emitiendo.
Tampoco dejaron de hacer fotos, los periodistas gráficos Manuel Barriopedro y Manuel Hernández de León, de la agencia Efe, que sacaron los rollos impresionados de película, ocultos en sus calzoncillos.

El mensaje de El Rey
Mientras el general Jaime Milans del Boch emitía un bando en Valencia, del que era jefe de su Región Militar, en Madrid, los golpistas tomaron la sede de la Radio y Televisión Española, con la finalidad de controlar los medios de comunicación.
Pero en un momento de descuido, el director general de Televisión, Fernando Castedo, le dijo al periodista Jesús Picatoste, que preparara a un equipo, para grabar el mensaje de El Rey, que toda España estaba esperando. Y entre Pedro Erquicia, subdirector de informativos y él montaron el dispositivo necesario y salieron al Palacio de la Zarzuela.
Al llegar, a su residencia oficial, el Rey les recibe vestido con uniforme de Capitán General, y les enseña los dos folios tenía previstos para la emisión.
-A ver qué os parecen- Les dice.
-Muy bien. Magníficos, Señor- Le contestan ambos.
El Rey de España permanecía muy tranquilo. A su lado, El Príncipe de Asturias.
-¿Sabes, Felipe, cómo se apellida este señor?. Pues, igual que lo que tu mojas a veces en el chocolate: Picatostes.
Preparando la grabación, Jesús Picatoste se da cuenta de que un par de relojes estaban a punto de dar las campanadas, de las señales horarias.
-Convendría, Majestad, que se cambiaran los relojes de sitio o se movieran las manecillas, para las campanadas no interfirieran la emisión del mensaje.
-Si. Es buena idea- Y la reina, en persona, se subió a una silla y adelantó las manecillas.
Finalizada la grabación la Reina preguntó -¿Todo bien. Verdad?
Se hizo un silencio absoluto. Eran momentos muy especiales. Pero, Jesús Picatoste, tuvo los suficientes reflejos profesionales para solicitar, por razones técnicas, una grabación más. Y porque El Rey, se había trastabillado en una de las palabras. Y como era un mensaje muy corto y conciso, esa pequeña equivocación, se notaría mucho.

Echando leches
Terminada la nueva grabación, el Rey la visionó y preguntó: -¿Ahora si. Jesús?.
- Ahora si. Majestad.
- Pues ahora, echando leches a Televisión Española.
Pero fue absurdo, en las propias palabras de Jesús Picatoste, el protocolo de seguridad seguido. Porque el mensaje de El Rey, viajó, en el coche oficial de Televisión Española, debajo de su asiento. Escoltados por dos soldados, con las metralletas asomando por la ventanilla. Y porque se cruzaron con varias unidades de élite de las tropas golpistas.
Días después, alguien le dijo, que en ese pequeño trayecto, iba sentado encima del tomo constitucional de España.

La manifestación. Fotografía Copyright Agencia Estatal EFE

La fortaleza del Estado de Derecho
Tras la rendición de los golpistas, la respuesta de los ciudadanos, fue echarse en masa a la calle, en defensa de la Constitución, la libertad y de la democracia. En la mayor manifestación multitudinaria, que jamás haya conocido España.
Las imágenes emitidas por televisión del asalto al Congreso, el mensaje de El Rey y las fotografías de Manuel Barriopedro y Manuel Hernández dieron la vuelta al mundo. En un sano ejercicio de la recuperación de la memoria histórica. Sin esas imágenes, por ellos proporcionadas, la noción que hoy tenemos sobre el intento golpista del 23 F, no serían las mismas. Y el periodismo gráfico, fue un elemento fundamental, para la restauración de la democracia y de las libertades, y el fortalecimiento del Estado de Derecho.

Roberto Cerecedo. Todos los derechos reservados. Queda rigurosamente prohibida su reproducción total o parcial, por cualquier medio o procedimiento, comprendidos la reprografía y el tratamiento informático, sin autorización expresa y por escrito del titular del copyright, bajo las sanciones establecidas en las Leyes

lunes, 3 de agosto de 2009

LA EMPLEADA DOMÉSTICA DE LOS GARCÍA

Fotografía copyright Roberto Cerecedo

Dieron las once y media de la mañana, en el carillón del reloj de la iglesia de la calle Goya, cuando me adentré, con mi perro Roy, por el populoso Barrio de Salamanca de Madrid. Disfrutábamos, del primer día, de unas merecidas vacaciones.
Pudimos, entonces, perdernos por sus calles semivacías. Rodeados de vistosas tiendas, casi sin clientela. Y de enormes bloques, de oficinas ausentes. Dejándonos llevar por el caminar placentero de sus ampulosas calles, sin tiempo. Acechados, a cada paso, por el implacable sol de agosto de la estepa castellana. Y buscando, instintivamente, la acogedora sombra, casi sin darnos cuenta.
Cuando, de repente, en un recodo del camino, algo recabó la atención de Roy y se detuvo. Y dirigió su cabeza a un punto fijo, en lo alto.
Sorprendido, efectué el recorrido completo que me indicaba su mirada. Y al alzar la vista, observé sobresaltado, como una persona estaba encaramada, en el exterior de la cornisa de la tercera planta. En lo alto de un voluminoso edificio de viviendas.
Mi sorpresa fue mayúscula. Y mi primer impulso instintivo, fue el de avisar a los bomberos.
Salvamos las vallas, y los innumerables agujeros, cascotes y materiales, de una obra próxima y nos acercamos algo mas.
Pudimos observar, entonces, que se trataba de una señora mayor. Vestida con un traje estampado catribeño, un guardapolvo azul marino y un delantal blanco. Tal y como imponen los barrios pudientes a sus empleadas domésticas. Además de la cofia. Y en zapatillas caseras, de las de andar por casa, de paño escocés.
Y que con todo su cuerpo en el exterior, se agarraba fuertemente, con su mano izquierda, al travesaño de la ventana. Mientras con la otra mano, la derecha, limpiaba con dedicación y esmero los cristales del exterior de la casa.
El carnicero de la esquina, me comentó que era la empleada doméstica de los señores García, que se habían ido de vacaciones.
Se quedaron impresionados, en mi retina, sus pómulos sonrosados.
Los del calor asfixiante. De la fatiga reflejada en su rostro. Los de un trabajo peligroso y duro, impropio de su avanzada edad.
Y no pude por menos mostrar mi indignación y desagrado, por la explotación ajena.
El de las personas menos favorecidas, en busca de nuevos horizontes.

Roberto Cerecedo. Todos los derechos reservados. Queda rigurosamente prohibida su reproducción total o parcial, por cualquier medio o procedimiento, comprendidos la reprografía y el tratamiento informático, sin autorización expresa y por escrito del titular del copyright, bajo las sanciones establecidas en las Leyes.

 

lunes, 27 de julio de 2009

El GOLPE DE ESTADO DE 18 JULIO DE 1936. MEMORIAS DE UN GOLPISTA I

El general rebelde Francisco Franco y Millán Astray, jefe de la Legión, entonando el Cara al sol

El Golpe de Estado del 18 de julio del año 1936
Se ha cumplido, el pasado día 18 de julio, el setenta y tres aniversario del Golpe de Estado en España. Del golpe por excelencia: El del 18 de julio del año 1936.
Esta vez la rebelión de un general y de sus cuarenta años de una dictadura cutre, tenebrosa y arrastrada, que marcó, de una manera decisiva, a varias generaciones de españoles.
El golpe de Estado de un militar bajito, regordete, con voz atiplada. De un tal Francisco Hermenegildo Teódulo Franco Bahamonde, que nació en la ciudad gallega de El Ferrol, el día 4 de diciembre de 1892, a las cero horas y treinta minutos. Hijo de Nicolás Franco Salgado-Araujo, contador de Navío y de Pilar Bahamonde, de profesión sus labores.

Sus estudios y carácter
Francisco Franco, cursa sus primeros estudios en el colegio privado de Manuel Comellas, de su ciudad natal, donde recibió la enseñanza primaria y religiosa tradicional. Y a los catorce años, al finalizar los estudios secundarios, es enviado al Colegio de Marina, dirigido por Saturnino Sauces, amigo de la familia.
Según un informe interno, del propio colegio, es un alumno que aprovecha los estudios, pero medianamente dotado, muy tímido, e inmaduro psíquicamente y de carácter independiente, a la vez que sumiso y exigente. Que mantiene todavía su voz atiplada de infancia, que la llegada de la pubertad no la arreglará. Además de su pequeña talla y físico endeble, que le confiere un aspecto de gato flaco.
Quizá por ello, el pequeño Francisco, Paquito, no fue admitido en la Escuela Naval. Por lo que se trasladó a la ciudad de Toledo, e ingresó en la Academia de Infantería.


Paquito Franco a los 14 años

Sus cuatro hermanos
Tuvo por hermanos a Nicolás, vivo retrato de su padre. Esto es, despreocupado, egocéntrico, astuto, inteligente y desprovisto de concreción espiritual; A Pilar, de carácter firme y fuerte, como el de un muchacho fallido, en el decir de algunos amigos; A Paz, que murió a los cinco años de edad, poco tiempo antes que su padre, abandonara para siempre el domicilio conyugal; Y a Ramón, que pilotó el avión Plus Ultra, violento e inconsecuente. Baste un dato. En el transcurso de una cena, ante veinte comensales, le ordenó a su mujer: "-Cállate, imbécil. O te doy otra paliza como la del otro día."

¿Qué pasó realmente?
¿Qué las nuevas generaciones de jóvenes, seguís sin saber quién era este hombre? Pues siempre podéis consultar algún buen libro o internet.
¿Qué la Wikipedia de Google, el Diccionario Ilustrado de la Red, habla de un alzamiento nacional. Y os enlaza con la web del generalísimo franco. Y que lo llama día de la liberación?. ¿Qué si esto, tiene algo que ver, con lo del aquél dictador, que nos habla el abuelo?.
Bueno, queridos niños, os cuento. Como diría el fallecido escritor, contertulio, leal amigo y premio Cervantes de Literatura, Paco Umbral.

La madre, Pilar Bahamonde

Su padre, Nicolás, abandona el hogar familiar
En el año 1907, cuando Francisco, Paquito, con 15 años, abandona El Ferrol para iniciar sus estudios militares en Toledo, su padre abandona el hogar conyugal y funda , en Madrid, un nuevo hogar con Agustina, la criada. Una agraciada jovencita, vecina de una aldea, Maninos, próxima a El Ferrol. Y allí permanecen largo tiempo.
Pero tras la muerte de su esposa, la madre de Paquito, Pilar Bahamonde, en 1934, su padre, Nicolás Franco regresa a El Ferrol, para tomar posesión de la casa familiar en la calle María. Y allí vive con su sirvienta y amante, persona muy discreta, dedicada al servicio doméstico. Y pasea por las calles de la ciudad a una niña, con gran orgullo, probablemente fruto de la unión de ambos.

¿Paquito caudillo? No me hagáis reír.
En El Ferrol le sorprenderá, asimismo, en el mes de octubre del año 1936, el enfrentamiento que provoca entre españoles, su hijo Paquito, cuando llega a ser el general Francisco Franco. Y los vecinos y los contertulios habituales del Círculo Ferrolano, son testigos de las pintorescas bravatas de un viejo intratable, pero sin pelos en la lengua.
-¡Que mi hijo Paquito es el Jefe del Estado. Paquito, caudillo de España. No me hagáis reír!-chilla por las calles a quien quiere oírle.
O un buen día, de Semana Santa, que se presentó con una enorme maleta de cartón sujeta con una cuerda. Y sus amigos, al verlo, le llaman y le preguntan que a dónde va. Y él les contesta, que se dirige al Banco, para retirar todos sus ahorros y trasladarlos a lugar seguro.
-¿Confiar mi dinero a estos ineptos, a esos ladrones?. ¡Ni hablar!. Sobre todo, desde que el imbécil de mi hijo está en el poder. ¡A mi no me la dan!.
Sin duda, Nicolás Franco Salgado-Araujo, el padre de nuestro protagonista, era el único español al que se le permitían semejantes comentarios.

El padre, Nicolás Franco

Muerte y velatorio de su padre
Pero acabada la contienda, presionado por su hijo, Nicolás Franco dejó libre la casa de El Ferrol de la calle María y volvió a Madrid con Agustina.
Y allí murió, tres años después, el día 23 de febrero de 1942, a los 95 años de edad. En un apartamento miserable, acuciado por las deudas del juego y aventuras de cabaret, en donde se le conocía por el sobrenombre de El Chulo de la Bombilla.

Y el día de su velatorio, se produjo una escena esperpénticamente galaica, propia del mejor drama, del mayor escritor que ha dado Galicia, Ramón María del Valle Inclán.
El general Francisco Franco ordenó recoger el cadáver de su padre. Pero Agustina no lo permitió, aferrándose con fuerza y desesperación, con sus dos manos, al cuerpo del difunto. Y tuvieron que mantenerla encerrada en el desastroso apartamento y bajo fuerte vigilancia, mientras los militares se llevaban el cadáver al Palacio del Pardo, residencia oficial del Jefe del Estado. Pero a pesar de levantar la capilla ardiente y celebrarse una misa, el general Franco no acompañó al féretro de su padre al cementerio.

La crueldad de las dictaduras
Quizá, este poco grato ambiente familiar, la conducta paterna y la influencia decisiva de su madre, configuraron poderosamente su personalidad reprimida, reservada, oculta.
Y sus compañeros de infancia le encuentran un aspecto de cerillita, un poco encerrado en si mismo y tomándose todo muy en serio, cuando vuelve a sus 18 años a su tierra natal, haciendo ostentación de su uniforme nuevo de teniente de infantería .
Y quizá también por ello, y sus inequívocas ansias de poder, el día 18 de julio del año 1936, el general Francisco Franco se sublevó contra el Gobierno de la Nación, contra el Gobierno Constitucional y legítimo de II República española.
Esta sublevación militar, desencadenó la masacre mas grande y dolorosa conocida. Con mas de un millón y medio largo de muertos y de un millón de personas exiliadas.
La sanguinaria victoria de los golpistas, que contó con la decisiva ayuda de los regímenes fascistas de Hitler y Mussolini, supuso el inicio de una larga dictadura, que durante cuarenta años, privó a la sociedad española de sus mas elementales derechos y libertades democráticas. Y también reprimió, con enorme crueldad, a todo aquel que osaba desafiarla.

El espíritu del 18 de julio
Ese día, el 18 de julio de 1936, el general Francisco Franco, comandante militar de las Islas Canarias se dirigió al resto de los generales del ejército reclamando su apoyo. Pero solo se sublevó un general, de las ocho capitanías generales, que mandaban las ocho regiones militares, en que estaba dividido el país. De veintiún oficiales generales, de alta graduación, diecisiete permanecieron fieles al Gobierno. Y tan solo cuatro, se sumaron al golpe. Los seis generales de la Guardia Civil se mantuvieron también fieles. Y de los cincuenta y nueve generales de brigada, cuarenta y dos a favor, y diecisiete se sublevaron. El día de la intentona golpista, el general Franco tenía en su contra a mas de la mitad del ejército.

¿Qué ocurrió entonces?
Que el general rebelde Francisco Franco hizo fusilar a los dieciséis generales que no abandonaron a tiempo el territorio que él controlaba. Y que un grupo nutrido de militares, falangistas, carlistas y monárquicos, atacó con gran virulencia las residencias de los oficiales del ejército, y los capitanes generales fueron fusilados.
Y seguidamente, el general Franco, se auto proclamó comandante en jefe del poderoso ejército de Marruecos. Después de encarcelar a su titular, el general de división Agustín Gómez Morato.
El general Mola, se nombró jefe de la VI Región Militar, Burgos, después de fusilar a su superior, el general Domingo Babet Mestre. El general Saliquet, fusiló al jefe de la VII, Valladolid, el general de división Nicolás Molero Lobo.
En Sevilla, el general Queipo de Llano, fusiló al general José Fernández Villa Abraile, de la II Región. En Galicia, fue igualmente fusilado el capitán general Enrique Salcedo Molinero. En Granada, ejecutaron al general Miguel Camping. El general Núñez Prado, en Zaragoza. Caridad Pita, en la Coruña. Carrasco Amilibia, en Logroño. Gómez Caminero, en Salamanca. El general Romerales, en Melilla. Arturo Álvarez Buylla, en Tetuán. Luis Molina Galano, en Ceuta. José Franco Misio, en Asturias.
El único delito cometido por todos ellos, fue el de permanecer fieles al Gobierno de la Nación.

Vicente Rojo, jefe del Estado Mayor del Gobierno de la República y hombre de máxima confianza del presidente Negrín

Los generales del ejército de la Nación las primeras víctimas

Los primeros defensores del Gobierno de la Nación, las primeras víctimas del golpe de Estado del 18 de julio de 1936, no fueron los diputados, los gobernadores civiles, los alcaldes, los militantes de los partidos de izquierda, ni de los sindicatos. Fueron los generales del ejercito de España.
Por ello, los golpistas tuvieron que recurrir a los al ejército de Marruecos, que se componía de cinco unidades de regulares y la legión. Unos veinte mil hombres. Que alteró el equilibro de fuerzas. Antes de recibir la ayuda de Hitler y Mussolini.
El vil asesinato de generales, jefes y oficiales del ejercito español, fieles al Gobierno de la Nación, es lo que los golpistas denominaron el espíritu del 18 de julio.

La perversión del lenguaje
Es igualmente muy llamativo, la utilización perversa del lenguaje por el ejército rebelde y golpista, para su propia auto complacencia y como justificación de su deleznable acción ante la opinión pública. Lenguaje, que todavía hoy, lamentablemente, se sigue inconsciente y popularmente utilizando.
Un buen ejemplo, es el parte castrense, emitido en Burgos, el 1 de abril de 1939, sede oficial provisional del ejercito rebelde:
-En el día de hoy, cautivo y desarmado el ejército rojo, las tropas nacionales han alcanzado sus últimos objetivos militares. La guerra ha terminado. Firmado, el generalísimo Franco.

En donde se arrogan, para ellos, la categoría del ejército nacional y la denominación, de ejercito rojo, para las tropas que permanecieron fieles al Gobierno de la Nación. Y llaman guerra, a la confrontación de las tropas golpistas, con el ejército de la Nación, que trató de impedir el golpe. Y la auto proclamación de generalísimo de los ejércitos de España, por parte del jefe de los golpistas.

Roberto Cerecedo. Todos los derechos reservados. Queda rigurosamente prohibida su reproducción total o parcial, por cualquier medio o procedimiento, comprendidos la reprografía y el tratamiento informático, sin autorización expresa y por escrito del titular del copyright, bajo las sanciones establecidas en las Leyes.



martes, 14 de julio de 2009

LA VINCULACIÓN DE LA AMISTAD Y LA ANSIEDAD POR LA SEPARACIÓN

Retrato de Roy. Fotografía copyright Roberto Cerecedo

Los preparativos

- Aprovechando que vamos a ver hoy, a tus hermanos, Carlos, podíamos abandonar a la perra en los jardines del Puente de Segovia.
-¿Abandonar a la perra hoy?. No. Mejor esperamos unos días mas, Pilar. Es mejor en el mes de agosto. Hará mas calor. Así se deshidratará antes. Y sufrirá mucho menos.
-Si. Tienes razón. Para que sufra menos.
Esta conversación, entre Pilar y Carlos, suele ser muy habitual, en la mayoría de los países de nuestro planeta, cuando se acerca el período estival. Cuando nuestro mejor amigo deja de ser un juguete y se convierte en un ser vivo. Y se inician las vacaciones de los niños y las de los adultos.

El abandono


-¿Asociación el Refugio?. Les llamo para avisarles, que aquí, tirada en la cuneta de la carretera, en la bajada al Puente de Segovia, hay una perra blanca embarazada, desangrándose, llena de golpes, medio muerta.
-Vamos para allá.
La furgoneta de la Asociación para el Bienestar de los Animales, El Refugio, salió velozmente de su sede central, hacia Madrid. La rápida llegada de sus responsables, Patricia y Nacho, y la oportuna intervención de la veterinaria, Cristina Sánchez, le salvó la vida.
Rita, que así la llamaron, estuvo varios días en la clínica en observación, entre la frontera de la vida y la muerte. Luego, parió ocho cachorros sanos y fuertes. Dos de ellos, macho y hembra, de un color blanco impoluto.

Dibujo copyright El Roto


La protección animal

España, con mucha ventaja, es el país europeo en donde la ley es mas permisiva, en cuanto la protección animal se refiere. Según la actual legislación española, torturar, mutilar, o matar a un animal, no es delito. Es una falta. Falta que cuesta sólo entre 60 o 1.500 euros, según los casos. El hurto, por debajo de la cuantía de 300 euros, está mas castigado. Y por encima de todas estas faltas, está el abandono.

Los españoles abandonan, en los meses de verano, el mayor número de animales de compañía. Principalmente perros y gatos, sin mencionar otros seres vivos.
Sorpresivamente, en el río del Manzanares de Madrid, han aparecido serpientes pitones, de varios metros de largo, recién traídas de la selva colombiana. Enormes cangrejos caribeños depredadores. Pirañas agresivas. Y hasta se han visto variadas especies de peces barbus, xiphos y hermosísimos guppys, de vivísimos colores, moviéndose, como pez en el agua, originarios de la cuenca caraqueña del río Amazonas.

Me dan miedo

El grado de ternura y consideración humana hacia nuestros animales de compañía, no tiene límites. Me hacen mucha gracia, quizá enorme lástima, esas personas que cuando ven a un perro comienzan a gritar y salen corriendo. Porque me dan miedo, dicen.
Si una buena parte de la humanidad, tuviera algunos de los sentimientos de los perros, seríamos todos mas felices y estaríamos todos mucho mas tranquilos.
A quien se debe temer es al hombre, que mata. Y no digamos a algunas mujeres. Que rompen a uno el corazón. La última se llevó todo mi cariño. Y todavía no me lo ha devuelto.
Mientras tanto, cada año, millones de perros son abandonados y, en su mayoría, mueren de ignición, o atropellados. Y también, víctimas de los malos tratos. El nivel de civilidad de un pueblo, se mide por el trato que se da a los animales.

El adiestramiento

Acaríciale, háblale. Como cualquier ser vivo, el perro lo necesita. Eso le infundirá confianza en si mismo.
Procura no pegarle, cuando hace algo mal. Un tono fuerte de voz es ya suficiente para que lo comprenda.
No conviene forzarlo. Si un día le notas raro, debes pensar que ha tomado demasiado el sol, o le ha podido sentar mal la comida.
Jamás intentes dominar a tu perro utilizando la fuerza bruta. Mas bien, asegúrate que tus instrucciones son claras.
Recompénsale cada vez que obedezca. Lo bueno se premia siempre.
Dale tiempo para que comprenda lo que esperas de él. Te lo recompensará con creces.
Ten paciencia. Las trastadas son propias de la edad y tiene que madurar.
El adiestramiento debe iniciarse con órdenes sencillas, de: Ven, quieto, sienta, echa. Para que las entienda enseguida, sea un perro equilibrado, cariñoso, juguetón. Y para que así le respeten, le quieran los amigos y los, a veces numerosos e inquietos vecinos.

Roy con el hueso. Fotografía copyright Roberto Cerecedo

La alimentación

Dale de comer dos veces al día, siempre la misma cantidad. Un pienso de calidad. Es mejor comprar un saco de quince kilos, de pollo y arroz, enriquecido con las proteínas y las vitaminas necesarias. Que aporte, de forma completa y equilibrada, todos los nutrientes necesarios para reforzar su sistema inmunitario, mantener la motricidad, desarrollar una piel sana, un pelo brillante. Mantener unos músculos, dientes y huesos, sanos y fuertes. Y una larga y saludable calidad de vida.

La jerarquía. El jefe de la manada

El perro considera a la familia con quien vive, su manada. Y el dueño, es el jefe de la manada. Un perro no es autónomo, depende de una jerarquía. Desde el primer momento que llega al hogar, el cachorro observa lo que ocurre a su alrededor. Y lo primero que hace, es intentar averiguar quien es el macho o la hembra dominante. El perro alfa. Y cual es el lugar que él ocupa , dentro de esa estructura jerárquica. Enseñarle cuál es el lugar que le corresponde, lleva tiempo. Debe aprender, que su posición social dentro de la familia es, inferior incluso, a la del miembro mas débil, a la de un bebé. Enseñarle esto, no es ninguna crueldad, ni humillación, ni ausencia de cariño.

La adopción, la mejor opción

La vida de un perro, bien tratado y alimentado, dura, a lo sumo, un máximo de 16 años.
Es conveniente adoptarlo, la mejor opción. Y hacerlo cuando tienen entre nueve meses y un año. Antes de llegar a adulto. A esa edad, el equivalente al hombre, en la tabla comparativa, es de 14 años. Y al año y medio, adquirirá la mayoría de edad, nuestros 18 años. Y nos sorprenderá con todo lo que ha aprendido y le hemos enseñado. Y será nuestro mejor, leal y mas obediente amigo.

Tras varios desengaños amorosos, me encontraba en Madrid en el tiempo del descanso de la compañía. Y era el momento de contar con un amigo fiel, generoso, cariñoso, comprensivo, que no te abandonara nunca.

En los mas importantes periódicos, de tirada nacional españoles, se podía leer un claro y directo anuncio, que acaparó mi atención: ¿Quieres un perro?. Antes de comprarlo, piensa en adoptarlo. Asociación El refugio.
Decidí entonces ponerme en contacto con ellos.

Roy, un pastor palestino

El tren de cercanías, Madrid-San Rafael, me llevó a su encuentro un animoso sábado soleado del mes de septiembre. Temprano. Ese día, estaba al completa la perrera de acogida. Ciento noventa perros a la búsqueda de un dueño. Quise ser consciente de la responsabilidad que significa tener un perro en casa, por el bien del animal. Acuérdate, Roberto, que tu tienes a tus amigos, tu trabajo, tu ocio, tus diversiones. Él perro solo te tiene a ti.
Eras las diez de la mañana. Y me vine a las cinco de la tarde de vuelta, en el tren de cercanías, con un collar, una cadena, y con Roy. El macho blanco, brillante, dinámico, impoluto, hijo de la perra abandonada en la bajada del Puente de Segovia. Era el 8 de septiembre de 2001. Roy tenía nueve meses de vida.

Pero ni el presidente de El Refugio, Nacho Paunero, ni su directora, Patricia del Río, supieron darme razón de su procedencia. Menos, de su raza.
Hasta que en la Casa del Libro de Vigo, mi ciudad natal, lo descubrí. Era un perro de raza, procedente del Medio Oriente, de la ciudad de Canaán. Su origen: La antigüedad. Su país de origen: Palestina. Su comportamiento social: Muy bueno. Función social: Compañía, pastor de ganado, rastreo, búsqueda y rescate.

La ansiedad por la separación

Lo primero, nada mas legar a casa, fue enseñarle todas las estancias de su nuevo hogar. Y su sitio en ella. Las habitaciones donde no debe entrar: Mi cuarto, el baño, la cocina. Y afrontar un gran reto: El evitar la ansiedad por la separación. Es decir, los destrozos que produce cualquier perro en casa, o en un hotel, cuando se queda solo, por ansiedad.

Mi trabajo consistió en que Roy entendiera por hogar la casa, no a mi persona. Para ello le presenté todas las habitaciones, y que se tumbara y se quedara tranquilo, en cada una de ellas.
Y la primera medida a tomar, mientras lo comprendía, era cansarlo. Un largo y agradable paseo, antes de quedarse solo.
Después, darle de comer en el preciso instante de salir.
Luego, ignorarlo: No saludarle, ni despedirse de él, dentro de los cinco minutos antes de llegar, ni de salir.
A continuación, simular salidas falsas, o volver a los pocos minutos, para que el perro deje de asociar la preparación de la salida de casa, con la soledad. Y su ansiedad por la separación desapareció.


Roberto Cerecedo. Todos los derechos reservados. Queda rigurosamente prohibida su reproducción total o parcial, por cualquier medio o procedimiento, comprendidos la reprografía y el tratamiento informático, sin autorización expresa y por escrito del titular del copyright, bajo las sanciones establecidas en las Leyes.

lunes, 6 de julio de 2009

LA CODIFICACIÓN DEL LENGUAJE

La palabra escrita se puede leer y se puede establecer el consiguiente estudio. Y el efecto concreto que causa en las personas. El lenguaje fotográfico no tiene un código establecido.

La fotografía es mas dúctil, es mas sincera. Por tanto no se sabe el efecto que produce realmente. Así, de ella, no se puede afirmar con rotundidad: causa un efecto hasta aquí y entonces podemos soportar esto. De ahí viene, el origen del miedo de algunos, al uso indebido de la imagen.


Golpe de Estado en España. Tejero secuestra al Parlamento (1981)

La fotografía del fallido golpe de Estado en España del año 1981, se puede leer de diversas formas. Fotografía que las cadenas de televisión españolas, los medios de comunicación y la salida reciente de un libro, se han encargado de ponerla de actualidad.
En la imagen, realizada por el inefable Manuel Pérez Barriopedro, de la agencia Efe, aparece el ex coronel de la guardia civil, Antonio Tejero Molina, amenazando a los Diputados del Congreso de España.

Para unos, afortunadamente, los menos, el héroe triunfante que, pistola en mano, desde la tribuna de la Cámara de las Cortes españolas, mantiene retenidos a los diputados.
Para el resto de los españoles, el golpista que mantiene secuestrados a los representantes de la soberanía popular. Y que nos sumió a todos, durante unos días, en el sobresalto.

El mal uso. El uso abusivo de la imagen

Y no digamos, del uso abusivo de la imagen, con fines publicitarios. Como el que hizo, recientemente, una conocida compañía aérea, del Presidente del Gobierno español y de su Majestad la Reina de España.


Lady Di, en el coche momentos antes del accidente de Paris

Lady Diana de Gales

Uno de los casos, de los que más tuvieron repercusión, por su relevancia social, fue el
trágico accidente de la princesa Lady Diana de Gales.

Todavía, en el mes de noviembre del año 1999, la Corte Suprema de Justicia Francesa,
dio la razón a los periodistas gráficos, especializados en la denominada prensa rosa o
del corazón, por considerar que habían cumplido con su trabajo.

En el fallo, de la Corte Suprema, quedó demostrado, de una manera fehaciente, que el
accidente se produjo porque el conductor del automóvil iba bebido y conducía con exceso de velocidad.

Los mirones

Como todos recordamos, las primeras personas que acudieron al lugar del siniestro fueron los profesionales. Y varias personas, que no pintaban allí nada, permanecieron de mirones. Mientras bomberos, médicos y periodistas gráficos estaban trabajando.

El efecto mas inmediato del hecho fue, que una gran masa de lectores, se precipitaron a los kioscos de prensa y dispararon los índices de audiencia, de las televisiones de todo el mundo.

Las autoridades requisaron los rollos fotográficos. Imágenes falsas en la Red.

Asimismo, las autoridades francesas requisaron los carretes fotográficos impresionados de los profesionales. Y los directores de los medios de comunicación, de todo el planeta, se abstuvieron de publicarlas, temerosos de la reacción del público lector, ante el histerismo colectivo generado.

Pero, los lectores, ávidos de imágenes, descubrieron que en la Red, un ínter nauta, facilitaba imágenes del hecho. Imágenes, que posteriormente, se demostraron ser falsas, pero que bloquearon el servidor, durante varios días.

El retrato o la complicidad entre el periodista y el retratado

A la gente, le gusta ser recordada, como personalidades vivas, determinadas. Desean que se perciba su personalidad tras el rostro, y que ésta, sea agradable.

El retrato, es uno de los pilares básicos, en donde se sustentan los cimientos del periodismo gráfico. Hasta hace muy poco, en España, era impensable, que el retrato no fuera producto de una instantánea.
Con la potenciación de los suplementos de fin de semana, que comenzaron a hacer periodismo de revista, se produjo un cambio radical.
Los editores gráficos de estos suplementos, comenzaron a exigir tener, en las mesas de sus despachos, retratos que estuvieran elaborados, cuidados, maquillados, preparados, e incluso, consensuados.

Durante un buen período de tiempo, esto trastocó los planes de los que manejaban la publicidad. Hasta ahora, los publicistas, deseaban diferenciar sus imágenes, por aquello del impacto del mensaje, del resto de las que aparecían en los medios de comunicación. Frente, digamos, al desorden de las instantáneas, faltas de uniformidad, ellos contraponían la belleza de sus imágenes equilibradas.


Benetton, publicidad

Los expertos en lenguaje publicitario contraatacaron, descubriendo el valor y el dinamismo de la instantánea, de la credibilidad y el tratamiento vivo de la fotografía de prensa.

El retrato de la persona a fotografiar exige igualmente, al periodista, que le proporcione una imagen buena y bella, de cómo ella se ve a si misma. Normalmente, los retratados, creen saber la forma en que salen mejor. Y piensa de antemano, cómo y en qué forma, deben posar, para obtener unos buenos resultados. En esto, fotógrafo y fotografiado, no suelen estar de acuerdo. Pero, lamentablemente, la instantánea del retrato en España, ha dado paso a la sesión en un estudio, preparada y concertada.

La participación del personaje. Todos formamos parte del paisaje

En ocasiones, el sujeto a fotografiar, aunque casi nunca es consciente de ello, participa en la consecución de la información. Es el caso, de un hecho histórico, de gran interés social, del que sólo él es el protagonista y facilita la fotografía. Y la labor del fotoperiodista se reduce a trasmitir la escena, nunca a crear el personaje.

En países, como los Estados Unidos de América, las personas son muy celosas de su imagen. Y los tratados, de las principales culturas orientales, incluso advierten, que la cámara oscura, que tienen las cámaras fotográficas, captan parte de la esencia del alma en cada instantánea y se pierde parte de la propia vida en cada disparo. Habitualmente, los periodistas gráficos estadounidenses, llevan consigo, un inmenso taco de formularios, para solicitar el consentimiento de la persona a fotografiar.

En España, no llegamos afortunadamente a esos extremos. Está regulado por la Constitución de 1978. Y por la ley del Derecho a la Protección Civil, del Derecho al Honor, a la Intimidad Personal y Familiar y a la Propia Imagen, de 1982.

Concretamente su artículo octavo, apartado segundo:
No impedirá su captación, reproducción, o publicación por cualquier medio, cuando se trate de personas que ejerzan un cargo público o una profesión de notoriedad pública. Y la imagen se capte durante un acto público o en lugares abiertos al público. Tampoco, cuando la información gráfica sobre un suceso o acontecimiento público, cuando la imagen de una persona determinada aparezca como meramente accesoria.

Por lo tanto, una vez que cruzamos el umbral, de la puerta de salida de nuestro domicilio, todos, formamos parte del paisaje.

No es cierto que la fotografía vale mas que mil palabras. La ventaja del lenguaje fotográfico sobre otros lenguajes, es el impacto visual que produce al lector.

domingo, 5 de julio de 2009

BICICLOS SIN MOTOR



La conversación
Conversación con la atenta funcionaria de turno del Ayuntamiento, del Adjuntament, del Concello.
-Verá, me he comprado recientemente una bicicleta de paseo. Pequeña. De esas, para circular por la ciudad.
-¿Cómo las que ofertan el diario El País o el Abc?.
-Efectivamente. De esas plegables, que se pueden llevar a cualquier parte.
-Las conozco. Me llamará entonces, para preguntar sobre la seguridad vial.
-Si. Es Vd. Muy amable. Tengo ya cierta edad, aunque un espíritu joven. Y como bien sabe, lamentablemente, no tenemos una cultura arraigada en nuestro país en el uso bicicleta, como medio de transporte en las grandes ciudades. Cosa que si ocurre en los países de nuestro entorno europeo.
Como conoce, el anterior alcalde de la ciudad de Londres, el laborista Ken Livingstone, se trasladaba desde su domicilio al ayuntamiento, en su bicicleta.
Y lo peligroso que supone, en ciudades como Barcelona o Madrid, competir con los vehículos a motor y motorizados. Y no querría poner en peligro mi físico. Ni tampoco, claro, el de los viandantes.
-Le entiendo perfectamente. Le leo, -dijo, mientras consultaba un libro bien gordo, como el de Pepete, sobre la normativa de circulación:
Los biciclos sin motor, de tracción humana, esto incluye los voluminosos coches de los niños de ahora, a tres o cuatro ruedas, -me dijo, pueden, siempre que no haya un carril habilitado para ello, circular por las aceras. Siempre que éstas tengan una longitud mínima de tres metros.
-Me alegra oírlo. Pero lamentablemente, en Madrid, en donde resido habitualmente, la mayoría de las aceras, no llegan a esa longitud.
-Eso no es culpa suya. Le leo la normativa: Las ciudades y capitales de provincia, de una población de mas de dos millones y medio de habitantes, están obligados a tener una superficie peatonal de mas de tres metros, para el tránsito de ciudadanos y biciclos sin motor. Por lo que la ciudad que no disponga de ellas, incumple la normativa.
-De lo que se entera uno.
-Pues si. La ley está para que se cumpla. Y es muy clara en ese sentido.
Vaya pues Vd. tranquilo. Eso si, despacio. Aunque no creo que con una bicicleta de paseo, pequeña, plegable, pueda ir Vd. muy deprisa. Con mucho cuidado, para no hacerse daño, ni tampoco atropellar a los despistados viandantes. Y provisto, por favor, de un buen timbre. Y nadie podrá decirle nada.
- Muchísimas gracias por la información. Ha sido Vd. muy amable. Así lo haré.

martes, 30 de junio de 2009

LA PAZ ESTÁ EN LA FRONTERA

Mi amigo, el ex embajador de Palestina en España, Hani Faydi, regresó, tras largos años de exilio, a Palestina, para participar en la reconstrucción de su país. Y para reencontrarse con tierra natal, su familia y con sus amigos de infancia, lleno de esperanzas de futuro.
Dejó atrás su país de acogida, España. En donde encontró un confortable hogar y el cariño fraternal de sus numerosos amigos. Y en donde cursó estudios de Económicas y de Ciencias Políticas, en la Universidad Complutense.
Lo hizo llevándose el mensaje de la cultura de la paz a los dos pueblos, Palestino e Israelí. Porque estaba convencido de que mas pronto, que tarde, caerían las barreras que separaban a los dos pueblos. Y que iba a comenzar una nueva etapa en común, en un futuro de estabilidad, y sobre todo, de paz.



La Conferencia de Madrid. Los Acuerdos de Oslo. La victoria de la razón
Junto a una inmensa multitud de seres humanos, festejó la victoria de la razón, con la celebración en la capital de España, de la Conferencia de Madrid, a finales del año 1991. Y la firma de los Acuerdos de Oslo, en 1993. Ambos pueblos, el palestino y el israelí, recibieron estos acontecimientos alborozados.
Vió, como jóvenes palestinos ofrecían ramas de olivo a los soldados israelíes de la fuerza de ocupación. Y cómo jóvenes israelíes, izaban banderas palestinas, en las calles de Tel Aviv, pidiendo el fin de la ocupación.
Con la firma de los Acuerdos de Oslo, tenía la certeza de que se encaminaban hacia la paz, con paso firme. Paz que pondría fin a la cruenta humillación y a los sufrimientos pasados.



Cantones, accesos, carreteras, asentamientos, muros. Controles militares
Pero la primera sorpresa de Hani Faydi fue comprobar, que las innumerables alambradas, las recias barreras, los altos muros, y los numerosos controles militares, impedían la comunicación entre los dos pueblos. Y la imposibilidad del contacto físico, impedía llegar a conocerse. Un requisito imprescindible, para construir el camino hacia la confianza, la convivencia y la paz.
Y el pretendido Estado Palestino se dividiría en cantones, sin conexión territorial entre los diversos pueblos y las numerosas ciudades palestinas. Y los accesos y las carreteras, las controlarían el ejército y las fuerzas de seguridad israelíes.



Isaac Rabín, el hombre que firmó la paz, es asesinado

Y desgraciadamente, Isaac Rabín, el hombre que firmó la paz, es asesinado por un fanático israelí. Y los gobernantes israelíes del momento, Simón Peres, Benjamín Netanyahu y Ehud Barak, no fueron capaces de continuar los pasos de Rabín, en la senda de la paz.

Ehud Barak no respeta los acuerdos
Ehud Barak, no respetó el acuerdo tripartito de Oslo, entre Estados Unidos, Israel y Palestina, ni la Conferencia de Madrid ni las conocidas Resoluciones 242 y 338 del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas, por el que se ofrecía la paz, a cambio del fin de la ocupación militar israelí de los territorios palestinos. Aunque, en la realidad sobre el terreno, el pueblo palestino recuperaría solamente el 74 % , sobre el 95 % del territorio ocupado por el joven estado de Israel en el año 1967.

Situación intolerable
Otro Barak, esta vez Barack Obama , el todo poderoso mandatario estadounidense, va ahora y dice que la situación de los palestinos es intolerable. Que Israel debe cesar la construcción en los asentamientos judíos que hay en los territorios ocupados, y desmantelar los ya existentes. Y permitir a los palestinos libertad de movimiento. Y que la terrible crisis humanitaria que afecta a la franja de Gaza, es también un problema de Israel.
En definitiva. El presidente estadounidense, a sabiendas que no le iban a gustar sus palabras a los israelíes, presionó, tímidamente, al estado de Israel, ante el Comité de Acción Política Israel-EEUU, en la casa del principal lobby pro israelí en Washington, para que apoye una solución de dos estados.

Reconocimiento de un estado palestino
La Unión Europea y sobre todo España, debe reconocer cuanto antes, un Estado Palestino. Un estado independiente, democrático y viable, dentro de las fronteras anteriores al año 1967. El fin de la ocupación ilegal. El reconocimiento de los derechos del pueblo palestino recogidos en las sucesivas resoluciones de las Naciones Unidas. Y para ello, deberá emplear todos instrumentos diplomáticos y económicos necesarios.
A cambio, Israel se retira de los territorios que ocupa ilegalmente desde el año 1948.
La hora de la verdad pudo haber llegado en el mes de marzo de 2002. Cuando la Liga Árabe, reunida en Beirut, le ofrecía a Israel el reconocimiento pleno, a cambio de una retirada, también plena. Y los dirigentes israelíes, como hoy el presidente Simón Peres, y Gobierno ultraderechista, surgido en abril de 2009, rehusaron.

La economía palestina
La palestina, es una economía dependiente. Depende directamente del permiso militar israelí. De la clausura total de Cisjordania y Gaza. De los controles exhaustivos de los soldados. O de los avatares políticos. Y de la violencia, de toda índole. Es una economía dependiente de las ayudas internacionales. El 60 % de los palestinos vive en el umbral de la pobreza.



La resistencia
La resistencia contra la ocupación, es un derecho legítimo de los pueblos. Ante la violencia estatal desproporcionada y sin sentido. Las humillaciones, la arrogancia, las detenciones arbitrarias, el quebrantamiento de huesos, la tortura y el asesinato.
Antaño lo hicieron los franceses contra los alemanes. También los partisanos. Recientemente, Europa ha conmemorado la victoria contra el nazismo. Y se recuerda a los hombres y mujeres que mueren por defender la libertad y la democracia.
Israel sólo quiere la paz de la victoria. Y de ésa, el pueblo palestino resulta que no tiene.

La paz de la frontera. La línea verde

Israel ocupa una parte sobresaliente de Palestina. Mas allá de la línea verde. La frontera del armisticio militar con Jordania de 1948. A ambos de la cual, el estado sionista se extiende por el 78 % del antiguo mandato británico, y los árabes cuentan con el 22 % restante. Todo empieza aquí. Palestina, a pesar de la ocupación militar de 60 años, ha reconocido al Estado de Israel y su derecho a vivir en un estado, dentro de las fronteras internacionales del 4 de junio de 1967. La paz se encuentra en la frontera.

viernes, 19 de junio de 2009

EL CRUENTO LENGUAJE DE LOS CONFLICTOS BÉLICOS

No es casualidad, que una vez mas, el premio más prestigioso del fotoperiodismo, el que se concede fuera de nuestro país, el Pullicer, haya galardonado fotografías de muertos en conflictos bélicos.

Mouchos, coruxas, sapos e bruxas.
Demos, trasnos e diaños, espíritos das neboadas veigas.
Corvos, píntegas e meigas: feitizos das menciñeiras.
Podres cañotas furadas, fogar dos vermes e alimañas.
Lume das Santas Compañas, mal de ollo, negros meigallos, cheiro dos mortos, tronos e raios.
Del Conxuro.

Búhos, lechuzas, sapos y brujas.
Demonios, trasgos y diablos, espíritus de las sendas nebulosas.
Cuervos, salamandras y hechiceras: hechizos de las curanderas.
Podridos tallos agujereados, hogar de los gusanos y alimañas.
Fuego de las Santas Compañas, mal de ojo, negros hechizos, olor de los muertos, truenos y rayos.
Del conjuro gallego.

Los reporteros de guerra son los ojos del mundo


CHRISTINE SPENGLER. PHNOM PENH. CAMBOYA 1974

El fotoperiodismo de guerra, tiene por su propia naturaleza, que relatar el horror. Pero también debe poseer un componente humano.

Aunque, después de la experiencia de la invasión de Viet-Nam, la guerra en directo, a través de la televisión, se acabó. Los ciudadanos estadounidenses no pudieron soportar, que a la hora del desayuno, el almuerzo, la merienda, la cena, los periodistas de todo el mundo, abrieran los informativos de los telediarios, con imágenes en directo del horror de la guerra.

En la primera invasión de nuestros días, la del Golfo, ningún periodista tuvo la libertad de tomar imágenes. Éstas, fueron facilitadas por los mandos de los ejércitos. Muy diferentes de las de Viet-Nam: El propio ejército transportaba a los periodistas, a las zonas de conflicto que desearan.

Era un poco a la carta, como de buitres. ¿A dónde desea Vd. que le llevemos?. Hoy, vamos a bombardear la retaguardia con napal de la zona sur. Haremos una emboscada con disparos de ametralladora en la garganta del peñón. Un ataque con helicópteros en la zona alta del campamento vietnamita. La línea de fuego estaba en todas partes.

Y en la segunda invasión del Golfo, que el pasado 20 de marzo, se cumplió el sexto aniversario, y que le ha costado a los Estados Unidos miles de soldados muertos, se acuñó la modalidad de encastrados. Los periodistas viajaban con las fuerzas del ejercito, que les indicaban, a cada momento, que imágenes estaban permitidas tomar.

Los españoles en Irak daban información que no gustaba

Aún así, el trabajo de los periodistas gráficos españoles fue inmejorable y fuimos referencia en todo el mundo. Nuestros periodistas murieron, porque estaban dando una información que no gustaba a los estadounidenses.

La Asociación de Periodistas Gráficos Europeos, se adherió a la querella criminal que presentaron la familia del cámara ferrolano José Couso. Contra el sargento Gibson, que disparó desde el carro de combate Abrahms M-1. El capitán Philiph Wolford, quien autorizó el disparo. Y el teniente coronel Philipe de Camp, que ordenó disparar contra el Hotel Palestina de Bagdag, en donde se alojaban nuestros compatriotas. Todos ellos miembros de la Compañía A, conocida por el apodo de The Killers, Los Asesinos, según el Boston Herald, pertenecientes al Regimiento de Blindados 64.

Nunca se acostumbra uno al ruido de los tiros y de los misiles

Pero son fascinantes, para el gran público, las películas de guerra. Han sido y serán las de mayor consumo audiovisual y de play stations.

Con razón, Robert Capa, considerado por muchos, el mas grande fotoperiodista de guerra, la calificaba “como una mujer que envejece. Cada vez mas peligrosa, pero cada vez mas fotogénica”.

La guerra es monstruosa, terrible. Nunca, bajo ninguna circunstancia, menos la pena de muerte, se puede justificar el vil aniquilamiento de seres humanos.

Y te engancha de por vida. No conozco a ningún periodista, que haya estado en el conflicto bélico, el mas peligroso, y no quiera volver. Estas solo ante tu destino. Aunque nunca te acostumbras al ruido de los misiles y los tiros, cuando todos huyen, hay que precipitarse al acontecimiento. Y es ese preciso instante desaparece el miedo.

Para sobrevivir se sueña con la belleza

En la guerra, como en la vida, se suele soñar con la belleza, para poder sobrevivir.
Quizá, la máquina fotográfica te proteja, cual fornido parapeto. Y a través del visor no veas el horror total.

Y quizá el miedo, te persigue después, durante casi toda la vida. Cuando el fotoperiodista se despierta en las grandes ciudades, sobresaltado por el bullicio de la gente y ruido del tráfico, creyendo oír los disparos de los misiles, cohetes, morteros y ametralladoras. Madrid, Berlín, Londres, París, Roma, está a tan sólo a cuatro horas de Afganistán, Beirut, Líbano, Palestina, Ruanda o Zaire.

En las guerras, en contraposición, quizá uno se hace mas humano. Caen las máscaras, los perjuicios, el pudor, lo tabúes, las hipocresías. Se desarrolla en ella, el mas bello sentimiento de amistad y de supervivencia.

Y también, conviene observar el comportamiento humano. Quien es el periodista gráfico que se precipita, como un ave carroñera, a fotografiar el cadáver, para obtener una buena portada, de una importante magazín. Y cuál es el que acude para socorrer al herido.

Una prensa libre e independiente

Por la ausencia de una prensa libre, desconocemos toda la verdad de lo acontecido en la invasión estadounidense en el Golfo y también en Kosovo o Yugoslavia.

Y no digamos en el bloqueo y exterminio de los palestinos, en los territorios ocupados y en los campos de refugiados, por el joven estado de Israel. El único país que se le permite disponer de la bomba atómica, tras sesenta años de ocupación ilegal. Con la complacencia del coloso estadounidense.

En el mundo civilizado, y sobre todo en los conflictos bélicos, es imprescindible que la actuación de los ejércitos, de ambos bandos, sea sometida a control civil, a través de una prensa libre e independiente.