sábado, 6 de junio de 2009

LA MANIPULACIÓN DEL LENGUAJE

Con la irrupción de la nuevas tecnologías, la manipulación de dos fotografías levantaron una gran polémica en torno a la idoneidad o no de estos métodos.

Una de ellas sobre unas supuestas matanzas en Oriente Medio, hace unos años: Un periódico y una televisión de Suiza, convirtieron en sangre una vía de agua, procedente de una tubería cercana.

La otra, el arreglo de los dientes, de la archifamosa madre de los sextillizos de los Estados Unidos de América. Que en la portada de la revista Newsweek, aparecía con una dentadura perfecta, gracias a la manipulación digital.

Ambos casos, obligaron a los máximos responsables de las publicaciones, a dar toda clase de excusas. La polémica, especialmente se centró, en que si la información ofrecida distorsiona o no la información.

En España, la primera edición del Premio Fotocam, sobre fotoperiodismo, organizado por la Comunidad de Madrid, vino también acompañada por la polémica. El premio fue otorgado a una fotografía de unos niños, de diversas razas, que posteriormente se demostró que había sido manipulada Pero en este caso, ni su autor, Javier Arcenillas, que no renunció al premio, ni la Comunidad de Madrid, ofrecieron sus disculpas.

En periodismo, no es de recibo la manipulación de fotografías por métodos digitales, bien sea a favor o en contra del sujeto fotografiado. Se debe volver a los orígenes de la fotografía tradicional y optar por la instantánea.

En este sentido, los principales editores gráficos españoles, se dirigieron a todos los colectivos de prensa, pidiéndoles que potencien el buen uso de las imágenes en los medios de comunicación. Y reafirmándose en la veracidad, como principio rector de la actividad periodística. Y considerando que no es correcto, alterar el contenido de una fotografía noticiosa, en forma tal, que engañe al lector.

Entre los firmantes del Manifiesto sobre la Edición Fotográfica en la Prensa, se encontraban Pepe Baeza de la Vanguardia, Manuel Barriopedro de Efe, Agustí Carbonell de El País, Chema Conesa de El Mundo, Daniel Glückman de Cover, Xurxo Lobato de la Voz de Galicia, Manuel López de Foto, Jon Barandika de El Periódico de Barcelona, José Manuel Navia de El País Semanal, Guillermina Puig de la Vanguardia, César Lucas del Grupo Z, o Enrique Shore de Reuters.

Su carácter documental

De otra parte, la capacidad que tiene el periodismo gráfico de reproducir, exactamente, la realidad, le da un carácter documental, que no conviene olvidar.

En la sociedad de nuestros días, la imagen está dominada por una tecnoestructura dotada de una gran tecnología, que se renueva permanentemente. Y cuyo principal objetivo, es tratar de mostrar la realidad como es, en un instante, y apostar por el impacto visual del momento.

No hay comentarios: